Facebook Twitter Youtube
El delantero zaragozano no pudo anotar ante el CD Ebro

Sergio Buenacasa: la lucha sin premio

Escrito por Dani Marzo (@Marzo_s)

Miércoles, 10 Agosto 2016 10:20
Facebook Twitter 25
Reportar vídeo Reportar

1       
Pulse para ampliar

Buenacasa se lamenta tras errar una oportunidad (Foto: Dani Marzo)

El joven delantero del Real Zaragoza tuvo frente al CD Ebro su gran oportunidad para convencer a Luis Milla de que puede ser una alternativa real en el ataque del equipo blanquillo. Con Dongou de baja tras el esguince de rodilla sufrido en el partido frente al Alavés y con la ausencia también del otro delantero del equipo, Ángel Rodríguez, Buenacasa tuvo frente a los de La Almozara los 90 minutos para demostrar de lo que es capaz.

No era fácil la empresa. Sergio Buenacasa se encontró desde el inicio con una defensa enfrente contundente, que no estaba dispuesta a dar facilidades ni oportunidades para el lucimiento. Sin embargo, el zaragozano cedido por la Juventus, demostró, como poco, que se encuentra mucho más en forma que la pasada campaña, en la que llegó tarde y fuera de forma, lo que le lastró durante buen parte de la temporada.

Buenacasa estuvo activo y mostró su movilidad. Tuvo que buscar algunos de los escasos balones largos que sorteó el Real Zaragoza desde la defensa, lidiando con los experimentados centrales del CD Ebro. Tampoco dudó en caer en banda en busca de mantener más contacto con el esférico. Además, fue protagonista en el gol del equipo blanquillo, que partió de un primer rechace de un remate suyo, que después remató Pombo y acabó en las redes gracias al acierto de Manu Lanzarote.

El paso de los minutos pesó en las piernas de todos los jugadores, especialmente de un Sergio Buenacasa que fue de los pocos que tuvo la oportunidad de disputar los 90 minutos. Pese a todo, se mantuvo activo en la presión y tuvo aún una ocasión en los últimos instantes de partido que no fue capaz de definir, ajustándola en exceso al palo de la portería de Montoya, tras pase atrás de Casado.

Acabó así una prueba en la que el delantero zaragozano tuvo la oportnidad de demostrarle a Luis Milla sus cualidades. Buenacasa es un delantero diferente a los otros dos con los que cuenta actualmente el Real Zaragoza, corpulento y fuerte, capaz de bregar con los defensa y de moverse bien de espaldas y dentro del área. Ante el CD Ebro, Buenacasa fue todo corazón pero le faltó lo primordial que se le exige al delantero: el gol.

CLICK PARA COMENTAR


 

 
Así vamos...
Segunda División PT PJ
17 Lorca Lorca 5 5
18 Granada Granada 4 5
19 Real Zaragoza Real Zaragoza 4 5
20 Gimnastic Tarragona Gimnastic Tarragona 4 5
21 Sevilla II Sevilla II 3 5
El Desmarque